La verdadera historia de amor despuГ©s de la PeГ±a sobre las Enamorados

Dos jГіvenes, un suicidio. En ocasiones la lema que da apelativo a este enclave de Antequera nunca estГЎ del cualquier claro

La peГ±a que enamorГі en el pasado, que lo permite en el presente desplazГЎndolo hacia el pelo que lo seguirГЎ haciendo en el maГ±ana. La 'PeГ±a sobre los Enamorados' de Antequera serГ­В­a Algunos de los referentes del patrimonio natural sobre AndalucГ­a, enclave Con El Fin De practicantes sobre la naturaleza que se sitГєa a 878 metros sobre nivel en el grado del mar asГ­В­ como que estГЎ indisolublemente ligado al lateral sobre la urbe del Torcal. Irradia magia, igual que la especie sobre embrujo que atrae, y guarda leyenda, sin embargo ВїcuГЎl?.

La peГ±a da honor a su apelativo con una inscripciГіn acerca de dos enamorados. La mГЎs conocida, la de los jГіvenes Tello asГ­В­ como Tagzona, una especie sobre Romeo desplazГЎndolo hacia el pelo Julieta, que decidieron disponer fin a su apego al despeГ±arse por esta montaГ±a. Se alcahueterГ­a sobre Algunos de los relatos mГЎs arraigados en el acervo andaluz, que separado las que lo vivieron saben si fue verdad, sin embargo que sigue de este modo

Г‰l era cristiano asГ­В­ como ella musulmana. Tello cayГі prisionero en Archidona, por aquel entonces pequeГ±o el permitirse musulmГЎn. La hija de el mandatario moro, Tagzona, por curiosidad, visitГі los calabozos en los que se encuentra con el atractivo enredador, enamorГЎndose de el novio al verlo. Un flechazo a primera mirada. Las religiones les impedГ­an casarse. Es por lo que los dos decidieron fugarse. Pero fueron descubiertos por los guardias que, con el pater de Tagzona al frente, salieron a su captura.

Llegaron a un peГ±Гіn en las cercanГ­as de Antequera, decidiendo elevar a Г©l puesto que no podГ­an guardar las distancias con los perseguidores. En la cima, las arqueros de el pater musulmГЎn apuntaron a los jГіvenes. Los dos se miraron, se cogieron de la mano asГ­В­ como se colocaron al filo. No tenГ­an evasiva. Su destino pasaba por rendirse, acontecer capturados desplazГЎndolo hacia el pelo separados, No obstante Tello desplazГЎndolo hacia el pelo Tagzona, unidos por sus manos, se miraron fijamente asГ­В­ como se despeГ±aron, saltando al vano, prefiriendo morir an acontecer separados, una leyenda sobre amor que recuerda a la de Romeo desplazГЎndolo hacia el pelo Julieta sobre William Shakespeare y que ha encontrado similitudes con otros relatos sobre otros autores a lo generoso de las aГ±os de vida.

Contabilizan que tales hechos se remontan al siglo XV cuando Antequera era limite era la regiГіn musulmana y cristina durante la Reconquista. Pero antes, ademГЎs la PeГ±a conquistГі a los pobladores prehistГіricos ya que Г©stos decidieron alzar el santuario megalГ­tico sobre Menga alineando su buje con la PeГ±a, buscando que el primer centella del verano, el solsticio, entrara en la cГЎmara sepulcral.

En semanas se sabrГЎ En Caso De Que el varГіn declara Patrimonio Mundial al enclave formado por Los DГіlmenes, El Torcal y no ha transpirado la PeГ±a sobre las Enamorados. Alguna cosa que serГЎ un tГ­tulo, No obstante responde a la ilusionismo natural que embelesГі a los primeros pobladores.

CristГіbal ColГіn Asimismo reparГі en el PeГ±Гіn sobre las Enamorados, con maneras de mujer tendida, yacente, mirando al paraГ­so. Y no ha transpirado podrГ­В­a ser recogiГі en su usual sobre a borde en su viaje a AmГ©rica que encontrГі un peГ±Гіn „similar al de los Enamorados sobre Antequera”.

La peГ±a da honor a su apelativo con una letrero en dos enamorados. La mГЎs conocida, la de las jГіvenes Tello asГ­В­ como Tagzona, una clase de Romeo y no ha transpirado Julieta, que decidieron disponer fin a su apego al despeГ±arse por esta montaГ±a. Se prostituciГіn sobre uno de los relatos mГЎs arraigados en el acervo andaluz, que solo las que lo vivieron saben si fue realidad, aunque que sigue de este modo

Г‰l era cristiano desplazГЎndolo hacia el pelo ella musulmana. Tello cayГі prisionero en Archidona, por aquel entonces escaso el lograr musulmГЎn. La hija de el mandatario moro, Tagzona, por curiosidad, visitГі los calabozos en los que se haya con el me inclino alborotador, enamorГЎndose sobre Г©l al verlo. Un flechazo a primera mirada. Sus religiones les impedГ­an casarse. Es por lo que los dos decidieron fugarse. Aunque fueron descubiertos por las guardias que, paltalk con el progenitor de Tagzona al frente, salieron a su captura.

No responses yet

Dodaj komentarz

Twój adres email nie zostanie opublikowany. Pola, których wypełnienie jest wymagane, są oznaczone symbolem *